lunes, 3 de diciembre de 2012

SOPA DE COLIFLOR


 
Esta es otra de esas recetas, que me recuerda a mi madre, a mi infancia y que además es sencilla, barata y deliciosa. ¡Claro!,  si te gusta la Coliflor. Bendita sea.

 
 

Necesitaremos:
 
1 coliflor mediana
4 dientes de ajo
1 cucharada de pimentón dulce. Es opcional, se puede usar o no.
1 hoja de laurel
3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
Unas gotitas de limón, o si es posible de naranjas agrias
Sal
Pimienta negra recién molida
Fideos finos 

 

Vamos a necesitar una olla en relación al tamaño de la coliflor. Así que la llenamos de agua, contando con que luego, hay que meter la coliflor entera y la ponemos a calentar. Mientras vamos a limpiar la coliflor y a liberarla de las hojas verdes y del extremo del tallo de donde salen estas hojas.

 

Meteremos la coliflor en el agua, una vez rompa esta a hervir, con una hoja de laurel y la dejaremos cociendo unos 20 minutos a partir de que el agua hierva otra vez. Os advierto que a mi me gusta la verdura más bien al dente. La coliflor la podemos meter entera o a trozos, pero yo lo recomiendo de la primera forma.

Mientras vamos a pelar los ajos y a cortarlos en láminas finitas. 

 
Cuando esté cocida, la sacaremos del agua y una parte de ella, la picaremos en trocitos del tamaño que queramos encontrarla en la sopa y el resto la reservaremos, para otros muchos platos, que ya iremos viendo, y no muy tarde. El agua de cocción lo reservaremos para la sopa.

 

Pondremos a calentar el aceite, a fuego medio, en una sartén y cuando esté caliente añadiremos los ajos.

Cuando empiecen a oler, el que quiera le puede añadir una cucharada de pimentón dulce. A mi me encanta así. El que no, pues sin pimentón.

Apartaremos del fuego y dejaremos tostar unos segundos. Añadiremos al caldo de cocer la coliflor y  un cacillo del mismo, lo añadiremos a la sartén y nos servirá para aprovechar hasta el último resto de sabor de la misma.


 
Añadiremos la coliflor picada a la sopa. Lo tendremos todo cociendo unos 10 minutos y pondremos un puñado de fideos finos por comensal. Dejaremos cocer el tiempo de la pasta y serviremos en un plato hondo. Añadiremos unas gotas de limón y el que tenga la suerte de tener unas naranjas agrias, pues mejor, añade unas gotitas de naranjas agrias en vez de limón. Ponemos sal y pimienta negra al gusto, y a no perder tiempo, que se enfría.

 
Si has acostumbrado a tus hijos a comer verduras, este plato os aseguro que les gustará mucho. A mi mujer y a mis dos cachorros de humanos, les encantó el otro día y disfrutaron muchísimo comiéndolo. 

Un abrazo

1 comentario:

  1. Ciertamente esta receta es una de las deliciosas que yo disfrutaba de mi madre, ahora es un tiempo estupendo para comerla se entra en calos rapidamente,que buena está esta sopa. Inma

    ResponderEliminar