viernes, 1 de febrero de 2013

CENA PARA DOS O WOK DE TALLARINES CASEROS CON SEPIA



El mundo del Wok, es solamente impresionante. Unos Reyes, creo me regalaron uno, pero de hierro forjado. Es  increíble, porque alcanza unas temperaturas fantásticas y te permite hacer las verduras y las carnes en crudo quedando con una textura estupenda. Es en n principio una receta que puede parecer compleja, pero nada más lejos de la realidad. La pasta fresca  se hace en 15 minutos y las verduras solo hay que escaldar las judías verdes, así que nada, bien sencillo. Como cena para dos es estupenda y tu pareja o invitado/a te lo agradecerá.


Necesitamos:

100 gr de harina
1 huevo
½  pimiento rojo
1/2 pimiento verde de asar
2 cebolletas
6 rodajas de raíz de jengibre
150 gr de gambas congeladas
1 copa de manzanilla de Sanlúcar
1 cucharada de maicena
350 gr de tiras de choco
1 cucharada de salsa de soja
Sal
Pimienta
1 guindilla
Aceite de oliva virgen extra

Lo primero es prepara las verduras y el marisco. Vamos a cortar el choco o sepia en láminas finitas y las gambas las pelaremos.

Ahora vamos a mezclar el huevo con 100 g de harina, una pizca de sal, pimienta molida  y un chorrito de aceite de oliva virgen extra. Mezclamos todo, amasamos unos minutos y dejamos reposar unos 10 minutos. 

Hoy los vamos a hacera cuchillo, así que con un rodillo estiramos la masa, como una placa de 25 cm de largo y 2 mm de grosor.



Con el cuchillo cortaremos la masa como de 1 cm de ancho y tendremos los tallarines preparados. Los dejamos estirados reposar hasta su cocción.


Con la cáscara de las gambas vamos a preparar una salsa. Las cáscaras las ponemos en un par de cucharadas de aceite de oliva virgen extra y las rehogamos, mientras que con una cucharada de palo vamos machacándolas, para sacarles el jugo. Cuando pasen 3 ó 4 minutos, vamos a ponerle la manzanilla y a los 2 minutos añadimos agua y cocemos unos 20 minutos más. Escurrimos las cáscaras y añadimos al caldo una copa de agua con una cucharada de maicena diluida. Ponemos en el fuego y añadimos también la salsa de soja. Dejamos un minutito y lista la salsa.


En una sartén aparte, con un poco de aceite de oliva virgen extra y caliente, ponemos el choco a láminas y esperamos a que pierda el agua. Serán 5 ó 10 minutos, no más. Reservamos.

Cortamos las verduras en juliana. Las judías verdes las vamos a escaldar en agua hirviendo durante 1 minuto, y las refrescaremos en agua fría para cortar cocción e incrementar el color verde.

En el Wok, ponemos a fuego fuerte 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra, con el jengibre y la guindilla. Cuando empiece a hervir, ponemos el pimiento, y no más de 1 minuto después, ponemos las judías verdes. Al minuto la cebolleta.



Ahora casi inmediatamente echaremos las gambas y los chocos. Salpimentaremos y lo rehogaremos como un minuto todo junto.


Mientras que hacemos todo lo anterior, vamos a cocer la pasta fresca. Si la cortamos de un par de milímetros, como yo lo hice la tendremos que dejar hervir unos 4 minutos en agua con sal. Pondremos el agua a calentar con un poco de sal y añadiremos los tallarines una vez rompa a hervir. Cuando arranque nuevamente el hervor, contamos 4 minutos y escurrimos. Ahora con todo casi listo añadimos los tallarines. Rehogamos un minuto y añadimos la salsa que hicimos al principio. Removemos.



Apartaremos y vamos a dejar tapado mientras que ponemos la mesa. Así se mezclarán los sabores.



Servimos y el que quiera que lo tome con palillos y el que no, pues con tenedor, pero eso si, con un buen vino y buena compañía. Que disfrutéis.






5 comentarios:

  1. Me gusta mucho cocinar en wok, me apunto esta receta se ve deliciosa

    ResponderEliminar
  2. Llevaba tiempo con la duda de si hacerme o no con uno, y tu receta me la a disipado totalmente.
    Buen finde

    ResponderEliminar
  3. que rico por favor da ganas de meter el tenedor, y que sano ,tengo que probarlo. un besito.

    ResponderEliminar