miércoles, 8 de mayo de 2013

HERVIDO DE GARBANZOS Y ACELGAS


Otra manera de comer legumbre, garbanzos, etc., cuando hace calorcillo. Templado y aliñado. Puedes hacerlo en primavera y verano y no te da la modorra propia de los cocidos y demás que nos tomamos en invierno.


Necesitamos:

300 g de garbanzos. Los tendremos en remojo al menos 12 horas
1 manojo de acelgas
3 puerros
4 patatas
1 hoja de laurel
Sal
4 huevos cocidos
Pimienta molida
Aceite de oliva virgen extra
Vinagre

Muy sencillo. El día antes vamos a meter los garbanzos en remojo y los tendremos como 12 horas. Pasado este tiempo, los escurrimos y ponemos en una olla agua a hervir. Cuando esto ocurre, metemos los garbanzos y lo ponemos a fuego lento, con una hojita de laurel, como 90 minutos, al menos. Se supone que entonces estos estarán listos.


Las patatas las vamos a hervir durante 40 minutos a fuego lento con agua y sal. Pasado este tiempo, las metemos en agua fría para soltar la piel, 1 minuto, pelamos y reservamos.

Quitamos hojas externas y lavamos los puerros y los cortamos con de dos cm


Cortamos las pencas de las acelgas y las preparamos cada parte por separado. A las pencas le eliminamos las fibras externas, como si fuera apio. Con la puntilla, cortamos un extremo si llegar al final y tiramos hacia el extremo contrario y obtendremos las hebras por un lado y la penca limpia por otra. Una vez limpias las cortamos con de 2 cm de gruesas.


Las hojas las lavamos bien y las colocamos todas una encima de las otras.

Le damos dos cortes longitudinales, a lo largo de la hoja y luego cortamos transversalmente las hojas y obtenemos trozos de hojas de 2 cm de ancho y 3 ó 4 de largo.


Cuando los garbanzos están listos, metemos las pencas y los puerros. Los dejamos 6 ó 7 minutos y listo. Sacamos todo y los reservamos tapado, ordenadito.

Es este caldo metemos las hojas de las acelgas y las escaldamos un par de minutos y sacamos. El caldo lo guardamos para usar en cualquier momento.


Lo colocamos todo ordenadito en una fuente. En el plato cada uno se pone lo que le apetece y aliña con aceite de oliva virgen extra, vinagre, pimienta recién molida y sal. Sano y digestivo.


6 comentarios:

  1. como agua para chocolate8 de mayo de 2013, 15:17

    A mi el potaje de garbanzos y acelgas me vuelve loca y esta manera de comer esas dos cosas con el calorcito me gusta :) besoteee

    ResponderEliminar
  2. Magnifica receta, me ha encantado!!!!

    ResponderEliminar
  3. templado y aliñado esta de maravilla, que buena pinta!
    besos

    ResponderEliminar
  4. Que buena idea para que no te entre calor en verano. Uffffff que ricos y tiernos se ponen los garbanzos con las verduras uffffff que ricos y que pinta tiene plato tan buena

    ResponderEliminar
  5. Este es un plato de mi madre total...mmmmmmmmm ademas es que es sabrosisimo y para los dias de frío. .besiños

    ResponderEliminar
  6. Pues sí que es una estupenda manera de comer garbanzos, no conocía esta receta, ¡gracias!

    ResponderEliminar