domingo, 29 de junio de 2014

PISTO CON CALABAZA


¡Ay!, el mundo del pisto que complejo es. Le pasa lo mismo que al gazpacho, que hay tantos como madres y abuelas. Yo recuerdo el pisto de mi madre, con ese tono anaranjado, gracias a la calabaza y a los tomates frescos y no al tomate de bote.

Este pisto refleja el tratamiento que prefiero darle a la verdura, para disfrutar de ella y hacer así que los niños la coman con más facilidad. Esto es el hacer la verdura al dente y no desmoronada, que era como se comía antes, muy hecha y claro, el tema de las texturas es fundamental . En los niños, mas que a los mayores. Pues nada, sea esta receta.



Para 6 personas:

5 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
2 hojas de laurel
1 cebolla grande cortada en dados
2 pimientos de freír cortados en dados
1 pimiento rojo cortado en dados
2 calabacines cortados en dados
1 trozo de calabaza cortada en dados
2 berenjenas cortadas en dados
6 tomates maduros, rallados y eliminada la piel. Si podemos le retiramos el agua que lleve, que con un poco de sal y pimienta te lo bebes como aperitivo. El que quiera le puede añadir también unas gotas de Vodka al jugo y como un campeón.

En un cacharro amplio, ponemos  a fuego medio, el aceite de oliva virgen extra con el laurel. Cuando esté caliente, ponemos la cebolla. Un poquito de sal, y salteamos un par de minutos. La sal es para que suelten los jugos con más velocidad


 Ahora colocamos los pimientos con otro poquito de sal y seguimos rehogando.


Otros dos minutos y añadimos la calabaza. La dejamos saltear, hasta que empezamos a ver los bordes de los trozos que empiezan a transparentar. En ese momento añadimos el calabacín, con un poquito de sal.


Salteamos 2 ó 3 minutos y añadimos la berenjena, con un poquito de sal.


La tendremos 3 ó 4 minutos salteando y ponemos el tomate triturado y saltearemos el tiempo suficiente hasta que se termine de freír y quede sin agua. Rectificamos de sal y pimienta y listo.



Al servirlo es casi de obligado cumplimiento presentarlo con un huevo frito y pedazo de plato.



12 comentarios:

  1. Tiene una pinta deliciosa! las verduras y esa calabaza han quedado estupendas. Yo pongo el pan para el huevo!!! Besos

    ResponderEliminar
  2. Como bien dices hay tantas recetas en el mundo como madres así que nunca está de más probar el de otra persona. Nunca lo he hecho con calabaza así que me apuntó tu receta.
    Un besito desde Las Palmas

    ResponderEliminar
  3. Me ha gustado mucho este, pisto, la calabaza me gusta también, será cuestión de probar el pisto con ella. En mi casa ese huevo no duraría ni un asalto!! les encantan los huevos fritos.
    Todo estupendo!!
    Bss

    ResponderEliminar
  4. Igualito que lo preparo yo, como me enseñó mi madre. El huevo no lo pongo siempre frito. A veces los pongo a escalfar en la sartén, que si no los haces mucho también quedan muy sabrosos
    Besicos

    ResponderEliminar
  5. hola Juan Luis que rico pisto y con la calabaza seguro que ese dulzor le va muy bien. un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Tienes toda la razón: tantos pistos como madres y abuelas, como zona del territorio nacional...mi madre lo haciía con berenjena y yo sigo su costumbre.
    Este que has presentado, con calabaza me parece magnifico y acompañado con huevo frito...un plato de categoría.
    Una maravilla.

    ResponderEliminar