domingo, 9 de febrero de 2020

PALOMETA AL HORNO CON TOMILLO

El pescado al horno con hierbas campestres lo comí hace muchos años, cuando me vine a Sevilla a estudiar Biología, fácilmente unos 32 años, y me pareció una mezcla de sabores sensacional. Comida sana, cocina casera, cocina tradicional


Para 4 comensales, aproximadamente:

1 palometa de 1 ó 1,250 kg
Tomillo fresco al gusto
Aceite de oliva virgen extra
4 dientes de ajo machacados
Sal y pimienta al gusto
1 copa de manzanilla de Sanlúcar
½ copa de agua

De guarnición:

3 patatas peladas
1 boniato grande pelado
Un trozo de jengibre fresco
1 cebolleta fresca en láminas
Sal y pimienta
Aceite de oliva virgen extra
  
Lo primero es meter en el horno a 180ºC la patata y la calabaza  Cuando esté tierno todo, y el tiempo depende del ingrediente y la fecha en que estemos, pero no menos de 30 minutos, pelamos y trituramos con tenedor y mezclamos con el jengibre fresco rallado, sal, pimienta y un chorrito de AOVE. Es sensacional. Puedes añadirle un poco de zumo de lima


Tenemos el horno calentado por arriba u por abajo a 190ºC. En una plancha ponemos un par de cucharadas de aceite de oliva virgen extra en el fondo con los ajos machacados y unas ramitas de tomillo. Encima, la palometa limpia de tripas pero con las escamas, salpimentado. Ponemos ½ copa de agua en el fondo

Rociamos con la manzanilla de Sanlúcar o cualquier otro vino fino blanco y un poco más de AOVE. Unas ramitas de tomillo y al horno por 25-30 minutos. Probad primero 25 minutos, si se despega al meter un cuchillo de la espina central listo, si aún no, pues hasta 30 minutos.

Sacamos y retiramos la piel con las escamas y deslomamos. Añadimos un poquito del jugo que quede en la placa por encima y listo. Acompañamos con nuestra guarnición con un poco de requesón por encima y un espectáculo de sabores


sábado, 1 de febrero de 2020

CARNE ADOBADA EN SALSA


Adobos para carnes hay tantos como madres y abuelas, así que yo os presento el mío, que si bien no soy abuela si soy padre. Comida sana, Comida casera, Cocina tradicional


Para 5 comensales

1 kg de carne de cerdo en trocitos de 2 x 2 cm. A mí  me gusta usar en estos casos la aguja o cabeza de cerdo troceada, quedando esta muy jugosa.
6 ó 7 dientes de ajo muy picados
1 cebolla muy picada
1 hoja de laurel
3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
Sal y pimienta al gusto
1 cucharadita de pimentón dulce y ½ de pimentón picante
1 cucharadita de comino en grano
1 copa de vino de Jerez
1 cucharada de harina

 Y para adobar la carne:

4 ó 5 ajos majados con 1 cucharada de comino en grano, sal y pimienta en grano
1cucharadita de pimentón
Zumo de 1 limón
Un chorro de aceite
½ cucharadita de curry en polvo

Con los ingredientes de la salsa del adobo machacados o majados o pasados por la batidora, vamos a marinar los trozos de carne durante una noche en la nevera.

Al día siguiente sacamos la carne de la nevera un par de horas antes de cocinarla, así estará a temperatura ambiente y evitará que pierda los jugos al saltearla. En aceite caliente, vamos a marcar la carne, para sellarla. Apartamos y reservamos. Ahora en ese mismo aceite, vamos a rehogar los ajitos y cuando empiecen a dar olor, la cebolla con un poco de sal y el fuego suave.

Cuando esté la cebolla blandita, añadiremos el comino, el laurel y luego la carne. Ahora pondremos la harina y el pimentón. Saltearemos un minuto y rápido el vino, un par de vueltas y Cubrimos de agua y dejamos cocer a fuego lento, hasta que la carne quede tierna y la salsa espesa. Como 90 minutos despacito. Con unas patatas fritas o un poco de arroz blanco esto es una maravilla.