jueves, 7 de junio de 2018

POTAS MARINERAS CON AROMAS DE ESCOCIA Y DE DIJON, O LULAS, O VOLAORES, O…..



Para estos platos rusticotes y de guisoteo, prefiero las potas que el calamar. Aguanta mejor la cocción y quedan con una textura estupenda.

En un barco de pesca, nunca faltaba vino, Brandy (largas jornadas de frío, hay que entenderlo) tomate, cebollas, orégano y pimentón, y esta es la base de este plato, además del Whisky y la mostaza de Dijon, para darle un punto más picante y más gamberro.


Para cuatro comensales:

1 kg de potas. Solo las enjuagamos, no quitamos piel ni nada, aportan sabor y color al plato
2 cebollas picaditas
4 dientes de ajo picaditos
Una hoja de laurel
4 tomates de pera, que son los que están ahora estupendo para ello, pelados y rallados
200 g de guisantes
4 zanahorias peladas y en daditos
2 patatas hermosas peladas  y en daditos
1 cucharada de pimentón dulce
½ de pimentón picante
1 vaso de vino tinto
1 copa generosa de Whisky
2 cucharaditas de mostaza de Dijon
Agua
 Sal y pimienta al gusto
Orégano abundante
4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
1 cucharada colmada de harina

Parecen muchas cosas, pero que va, es sencillo. En un perol amplio y a fuego medio, ponemos el aceite. Cuando esté caliente, añadimos los ajos, y casi que de inmediato la cebolla. La dejamos reducir y dorar hasta que se nos ponga transparente y añadimos los tomates. Todo ello sazonando para que pierda el agua con facilidad.

Una vez que el tomate ha reducido, añadimos las potas, que las saltearemos unos 2 ó 3 minutos. Añadiremos primero el pimentón y la harina y lo doraremos dando unas vueltas con la cuchara. Ahora y con el fuego fuerte, ponemos el vino y acto seguido el Whisky. Dejamos un par de minutos y añadimos los guisantes y las zanahorias, el orégano y salpimentamos junto con la mostaza. Cubrimos con un poco de agua y dejamos cocer tapado y a fuego suave unos 15 minutos.


Añadiremos las patatas y dejaremos reducir hasta que se pongan blandas, pendientes de que no se nos pegue, hasta conseguir una salsa untuosa y con un puntito picante estupendo. Apagamos y dejamos reposar para que se asienten los sabores.

Tan fácil como poner un buen vino en la mesa y tener hambre.  Así que Besos a todas, besos a todos, besos a……, en fin, besos, siempre muchos besos, y sed felices, si o si.


No hay comentarios:

Publicar un comentario