jueves, 12 de julio de 2012

RECETA DE PECHUGA DE POLLO NAPADA CON PURÉ DE PATATA


 
Esta receta es una marea diferente de comer un plato sencillo, como son unos filetes de pechuga con puré de patata, pero dándole un poquito de estilo y gracia. La verdad es que también están más buenas que cada cosa por su lado.

 Para cuatro personas:

4 filetes de pechuga de pollo gruesos
½ kg de patatas
4 cucharadas de aceite de oliva virgen
100-150 gr de mantequilla
Pimienta negra molida
Sal
3 dientes de ajo
Queso blanco de untar
Queso rayado
Perejil picado

 Comenzamos haciendo el puré. Podemos hacerlo cociendo las patatas, a fuego lento, con sal durante 40-50 minutos, o bien cortar las patatas y pelarlas y hacerlas al vapor durante unos 30 minutos. En cualquier caso una vez cocidas y en caliente comenzamos a triturar con un tenedor las patatas y vamos añadiendo la mantequilla poco a poco. El tipo de patata y vuestro paladar os dirá la cantidad, una vez conseguida la textura deseada pasamos a corregir de sal y pimienta y dejamos reposar.

Ahora en una sartén, con el aceite de oliva hacemos las pechugas, no demasiado, porque luego hay que hornear y pueden quedar muy secas. Las apartamos y le ponemos una capita de queso de untar por encima, y ahora napamos con el puré de patatas por encima del queso. Como un dedo y medio de puré. Le ponemos queso rayado y lo metemos en el horno a tope de temperatura, en posición grill, hasta que dore el queso. 

Mientras se hacen las pechugas en el horno, cortamos los dientes de ajo y los freímos en el aceite restante de haber hecho las pechugas y cuando saquemos las pechugas le ponemos una cucharada de ese aceite con los ajos tostados, y a comer que se enfría. ¡Ah¡, un poquito de perejil picadito, que hace mucho.



1 comentario:

  1. Me parece muy apetecible, yo al puré le añado un poco de nuez nozcada en polvo y queda muy bien. Inma

    ResponderEliminar